20.7.11

También las paredes pueden ser amigas


¡Contra la pared!, me dijeron sin saber, que aquella madera me resultaba amablemente conocida.

 Con mucho gusto, les respondí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario