31.10.14

Un paño de piedras lleno de ventanas desordenadas

Me gusta el desorden, el aparente caos que no lo es, pero que se puede ver así a poco que elijamos el encuadre de la vida que deseamos seleccionar, para ver solo lo que queremos.

Estas ventanas están en la muralla de Ávila. Su hermosura radica en su desorden, en su particular manera de distribuir los espacios, las manchas de ventanas. Como si un lienzo blanco fuera, que lo es, pero no de tela sino de piedras.

25.10.14

Julian Kimmings y sus caras tristes de mujeres antiguas

Julian Kimmings es un artista inglés que sobre todo trabaja los retratos enérgicos, basados sobre detalles de épocas antiguas, empleando sistemas de pintura rápida, en calles o en otros soportes, pera que trasmitan energía y vitalidad, rapidez y sueños que se pillan al vuelo. Su soporte principal es el lienzo aunque trabaja mucho sobre madera o sobre soportes callejeros. Sus imágenes son personas (muchas mujeres en sus obras) con miradas duras, con caras tristes, con gestos a veces dolorosos.

24.10.14

Las chimeneas son la salida al cielo de nuestros secretos de hogar

Las chimeneas son la salida al cielo de nuestra cocina, del hogar familiar, de nuestros olores a puchero. Las chimeneas son la parte más alta de los edificios, las que más cerca están para huir llevándose nuestros secretos. Hay miles de clases diferentes de chimeneas, algunas incluso con salida lateral de humos en vez de en lo más alto. Esta chimenea ya estaba mayor, los hielos del frío norte le habían dejado rasguños y pérdidas. Pero seguía esbelta ensañando la aguja como si fuera una torre de campanario.

21.10.14

En las exposiciones es imprescindible poder fotografiar, que nunca es robar

Hoy he visitado la Galería Ikon en Birmingham, una fundación privada que se dedica entre otras actividades a mostrar Arte Contemporáneo puntero en su bello edificio. Pero no voy a referirme a las obras hoy expuestas, sobre todo del artista coreano Lee Bul que sin duda dejan un simpático sabor de boca y la impresión de que nos queda mucho por conocer del trabajo que se hace y de forma muy diferente por todo el mundo artístico.

Estábamos una docena de personas viendo la exposición a la vez, avanzábamos casi juntos entre las obras. Y casi todos nosotros estábamos realizando fotografías de las obras, con sumo respeto para no molestar al resto de espectadores y sobre todo al resto de fotógrafos que deseamos llevarnos las imágenes sin personas interpuestas molestando.

En absoluto estaba prohibido hacer fotografías de unas grandes obras, muy originales, muy poco vistas en su tipo de trabajo, excelentes para que cada visitante eligiéramos encuadres diferentes. Hace una semana comentaba este asunto en las redes sociales y se me decía que las obras ya estaban colgadas en internet y no era necesario fotografiarlas por los visitantes. Sin duda hoy se ha reforzado mi postura de que esto no era cierto, pues solo las obras más conocidas están en la red con una calidad media o alta. Y que además y al igual que te llevas una obra en el recuerdo te la debes poder llevar en tu cámara para verla en casa y disponer del recuerdo tuyo, que siempre es un encuadre propio, elegido por ti mismo.

Lee Bul es un artista completo, pero solo mi experiencia junto al recuerdo de lo que yo he vivido con mis ojos, me llevará a darle el valor personal a la obra que yo he visto. La prohibición debe dirigirse a no poder hacer uso comercial de las fotografías, incluso a no poder utilizar flash o trípode. Pero nunca a prohibir una fotografía en similares condiciones a como te llevar con tus ojos el recuerdo de una visita.

19.10.14

¿Quien dijo que era imposible llevar niños a museos y exposiciones?

¿Quien dijo que era imposible llevar a los niños hasta las salas de exposiciones? ¿Quien pensó que un museo es un contenedor de ideas aburridas? ¿Se han cambiado algunas normas aceptadas por la mayoría para que todos los niños disfruten de TODAS las exposiciones?

Hoy he visitado un Museo de la Ciudad y una exposición sobre los Bárbaros y su arte en joyería. Ambas muestras son ejemplos de los complicados para conseguir que interesen a niños y lograr que no nieguen con fuerza acudir una mañana de domingo. Pero curiosamente estaba con niños pues un gran número de los visitantes eran familias en ambos casos.

¿El truco? Pues en ambos casos, junto a los objetos expositivos había juegos pedagógicos sobre las materias a tratar que lograban dos objetivos básicos en los niños: entretener y formar. Rompecabezas, juegos interactivos, contenidos pensados para los más pequeños, donde tocaban, jugaban, escuchaban o miraban por aparatos curioso y raros.

Pongo un ejemplo sencillo de comprender por los niños y los visitantes. En una sala se hablaba de las penurias de la II Guerra Mundial. ¿Cómo lograr que niños pequeños atiendan y entiendan esto? Pues en unas cajas había una docena de objetos impresos en unas placas. Ropa de abrigo, muñecas, una libreta, un paraguas, una postal, un lápiz, etc. Y se le pedía al niño que eligiera seis objetos que los niños se llevaban a los refugios durante la guerra. Solo seis, uno en cada apartado de una caja con seis huecos. Y tras eso observaban el resultado de su elección. El niño tenía que sentir la necesidad, se metía ligeramente en aquellos mundos duros.

O en otro ejemplo se le mostraba un plano sobre una mesa a su altura del centro de su ciudad y a su lado y en una caja tenía una docena de edificios destruidos por bombardeos durante la guerra. Edificios que ya no existen en su ciudad. Tenían que ponerlos (si querían y como parte de la exposición) en los lugares donde estaban, junto a edificios conocidos que ahora todavía existen y que ellos si conocen.

En cada sala había de dos a cuatro zonas dedicadas a los niños, junto a las zonas dedicadas a los adultos. Todo mezclado, compartido, pues algunos adultos también se agachaban a completar los juegos. ¿Quien dijo que los niños se aburren en las exposiciones?

13.10.14

Balcones defensivos contra los enemigos en arquitectura artística

También la arquitectura es un arte complejo que aguanta muy bien el tiempo. Este torreón de Doña Urraca en Covarrubias, con más de 1.000 años sobre sus paredes, es un ejemplo militar de arquitectura donde no todo lo que vemos es lo que parece. Realizado como auténtica fortaleza que sirviera para poder defender una posición estratégica, contaba con los grosores y la potencia de defensa como para albergar dentro a las familias de los nobles de la zona, si quedaba sitiada la zona. Incluido un pasadizo secreto que sirviera para huir o para traer comida y bebida desde otras casas de la zona.

Pero si nos fijamos en el detalle de lo que parecen balcones, veremos que en realidad eran defensas tapadas para no recibir desde fuera disparos pero en cambio poder desde ellas repelar a quien intentara trepar por sus paredes. Fernán González que fue quien lo mandó erigir, lo diseñó pensando en la defensa activa, sobre los cimientos de otro torreón romano que existía en el mismo lugar estratégico. Se considera la primera defensa militar de Castilla al ser construido el mismo año que se funda Castilla, el 942.

11.10.14

Cristo atado a la columna de tremendo realismo sangrante

Este Cristo atado a la columna es de un realismo desagradable para las personas que no conozcan bien la imaginería religiosa de España del siglo XVII sobre todo. Es un Cristo que está en la Iglesia de Santa Teresa de Jesús en Ávila y formaba parte de un paso de Semana Santa compuesto por cinco esculturas.

Pero la parte más sangrante, más dura está escondida a la visión del turista ocasional, pues es la espalda totalmente rota, simulando que ya no tiene piel tras los girones de los látigos, totalmente en carne viva y llena de sangre.

El autor de esta obra es Gregorio Fernández, y la realizó en el año 1619. Para simular los efectos de la carne sangrando utilizaba corcho que modelaba y luego pintaba, para simular mejor que con otros materiales la textura de la carne rota.

9.10.14

Santa Teresa de Jesús en Ávila

-->
Hay retablos religiosos que son auténticas obras maravillosas en donde se refleja la escultura y la pintura a partes casi iguales, hasta lograr escenas imaginarias que bien representadas nos pueden trasladar a mundos inmateriales para atrapar fe y convencer de su existencia. No había otras maneras de convencer que representando lo escrito con bellas imágenes artísticas. Este retablo de Ávila en alto relieve es de Gregorio Fernández del siglo XVII, representando a Santa Teresa de Jesús en la iglesia de su nombre.

8.10.14

Salvador Dalí y uno de sus Quixotes o Quijotes

En la Sala Sástago de Zaragoza y hasta enero de 2015 tenemos la ocasión de disfrutar de una excelente colección de grabados de Salvador Dalí en una demostración de su particular arte gráfico y dibujo para libros, empleando acuarelas o tinta para luego estos originales ser pasados a fotomecánica para su impresión como ilustraciones surrealistas que atrapan al lector y diseccionan a los personajes hasta llevarlos al particular mundo de Salvador Dalí.

Os dejo un dibujo de El Quijote recapacitando tras la marcha de Sancho Panza hacia sus aposentos.

Esta exposición completa es un ejemplo claro del surrealismo de Dalí, aunque no es el caso de El Quijote, el más fácil de los tres ejemplos que nos presenta la Sala Sástago de Zaragoza, pero si es maravilloso el trabajo que Dalí realizó para Los sueños caprichosos de Pantagruel o para Le bestiaire de La Fontaine dalinisé.

Tenemos varios meses para ver esta exposición, para volver a disfrutar de ellas si eres un apasionado del arte, pero siempre como un ejemplo de lo bien que se está trabajando la cultura y el arte desde la Diputación Provincial de Zaragoza y sus salas expositivas.

5.10.14

Cabeza creada por el artista Javier Riaño. Maravillosamente fea

Javier Riaño de Antonio es un artista castellano que experimenta con las miradas y los gestos de sus personajes hasta convertirlos en atrayentes e incluso atractivos, algo que parece imposible tras la primera mirada.

Sus pequeñas esculturas atrapan aunque hay que tener valor para tenerlas cerca. Esta cabeza es un ejemplo perfecto de la belleza más fea posible.