7.6.16

Fotografía social, pues las sociedades cambiamos

No podemos tener arte sin tener a personas. A personas delante o a personas detrás observando. La fotografía social es una posibilidad para dar testimonio de los momentos que se viven, pues curiosamente son simples miradas que se mantienen en el tiempo. Hoy observamos fotografías de hace un siglo, de sociedades muy diferentes a las actuales, imágenes urbanas de lugares reconocibles, donde lo que adorna el momento nos resulta tremendamente chocante. Hemos cambiado mucho, pero sobre todo hemos cambiado las personas.

Hace un siglo, las personas que pudieron ver esas mismas imágenes que ahora nos producen ternura y simpatía, a ellos les produjeron simplemente asombro por el sistema, por el invento. Pero lo que realmente ha quedado es la mirada, el momento, el “clic” del instante que ya hoy es imposible. Es comunicación social, es arte documental, es historia retenida que tendrá muchas miradas según vayan pasando los siglos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario