22.6.16

La fotografía nos (los) vuelve inmortales

Sin la fotografía no podríamos saber qué está sucediendo ahora mismo en el mundo. Aunque esto nos importa poco. Pero tampoco sabríamos q    ué rostro tenían personajes que nos han dejado parte de su inteligencia entre nosotros, para que la podamos seguir disfrutando o recordando. Conocer a las personas a través de la fotografía, recordarlos tras su muerte, sean familiares o desconocidos, es parte de la inmortalidad.

Estas imágenes, esta fotografía nos muestra a Miguel de Unamuno en la cama leyendo. Nos pone en contexto quién era él. Yo no conservo ninguna imagen de uno de mis abuelos. Nunca se hizo una fotografía. No sé cómo era, no sé si yo me parezca a él o soy totalmente diferente. Si con aquella figura, con su rostro, encajaba la vida que llevó, o con la que imaginamos podría haber gastado. No conozco su mirada, su forma decorada en un rostro en el que no sé si llevaba barba, bigote o era calvo. La fotografía no llegó a su pueblo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario