1.12.16

La Catedral del Mar necesita la primera visita de noche

Hay lugares que te atrapan desde la primera visita. La Catedral del Mar de Barcelona es uno de ellos. Más si entras la primera vez de noche. Nunca entres a conocerla de día. Luego, en posteriores entradas sí, vuelve de día y mírala con otros ojos, disfrutando de otros objetos y con otra luz para poder ver las vidrieras. Pero la primera visita…, si quieres disfrutarla como si te creyeras que es de otro tiempo…, entra de noche y pasea por su entorno exterior, sus calles y sus tiendas. Te la creerás de otra manera.

No hay comentarios:

Publicar un comentario