25.6.16

Animales de Gonzalo Borondo

El artista español Gonzalo Borondo nos muestra ahora uno de sus trabajos de art street más básicos y sencillos pero no por eso efectistas. Un texto tachado, una línea donde se asientan los pájaros, unas manchas negras y rojas. Un poco de todo. Simple pero capaz de mandar una señal, un mensaje.

22.6.16

Sólo hazlo. Busca la solución. De Borondo

Gonzalo Borondo está saltando a los papeles mediáticos por un mural que ha realizado en un barrio de Berlín, de más de 40 metros de alto y donde refleja su idea del dolor, de la tragedia, de la violencia. Los vecinos de la zona han reclamado que no quieren ver en sus calles una obra artística dura y sangrienta, pues ellos quieren vivir siempre felices, sin que les afecta la mirada de un artista.

Gonzalo Borondo es un artista de calle, un art street fabuloso y de los más activos artistas urbanos de Europa; segoviano llama la atención con sus trabajos sobre el abandono urbano deliberado y elabora sus obras sobre paredes, fachadas y esquinas deterioradas a las que llena de mensajes visuales que realmente no pueden pasar desapercibidos. Que en Berlín quieran huir de su trabajo es un halago para Borondo, pues precisamente lo que busca es eso, romper conciencias.

En esta obra nos lo avisa. “Sólo hazlo”, si se te ha caído la cabeza, búscala, si estás sin destino, búscalo. Hazlo, haz algo, no te quedes quieto, sigue buscando soluciones.

Femme assise, uno de los primeros cubismos de Picasso

Este cuadro de Pablo Picasso titulado “La Mujer sentada” se ha convertido en la obra cubista más cara subastada hasta ahora, al alcanzar en Londres los 56,3 millones de euros, más de 20 millones sobre la cifra que habían previsto la casa Sotheby's que la subastaba.
                                       
Este retrato, en el que Picasso plasmó en 1909 el rostro de su amante Fernande Oliver, partía como la estrella indiscutible en una puja de obras impresionistas y de arte moderno en Sotheby's. "Todas las obras de Picasso, con una o dos excepciones, se encuentran en museos públicos, así que, para los coleccionistas, poder adquirir esta pieza es una oportunidad excepcional que se produce pocas veces", señaló James Mackie, experto de la casa de subastas. La importancia de esta creación, que se ha expuesto en el Museum of Modern Art (MoMa) de Nueva York y en la Tate Gallery de Londres, radica en que se considera como una de las obras que iniciaron el cubismo, una de las vanguardias pictóricas surgidas en el siglo XX que rompe con la pintura tradicional, al basar las composiciones en cuerpos geométricos.

16.6.16

Dama de Baza. Arte y respeto a la mujer

Los íberos nos han demostrado con esta imagen (y sin duda otras más o menos conocidas) dos cosas fundamentales: que dominaban el arte de la escultura y que algunas mujeres tenían un poder muy importante en la sociedad íbera, posiblemente como aristocráticas muy veneradas o sobre todo como mujeres muy respetadas.

Dentro de esta escultura conocida como La Dama de Baza estaban los huesos y restos de la mujer que representa, tras una incineración no completa pues en aquellos años no se lograba tanta temperatura, y rodeada de lujosos presentes.

Arte funerario, arte escultórico, con más de 2.400 años de antigüedad, que nos muestra el trabajo de un anónimo escultor al que sin duda no le permitirían hacer esta obra sin que se pareciera al original. Rodeada de armas metálicas y de objetos variados y con la posibilidad de que le hicieran ofrendas líquidas desde el exterior por una oquedad que comunicaba directamente con una ánfora y un embudo, nos podría mostrar a una mujer reina o hechicera, con gran poder sobre su sociedad.

13.6.16

Arte etíope hecho para turistas

Entre el arte y la artesanía hay a veces una línea delgada de separación. Esta obra es de Etiopía hecha para los pocos turistas que van por las ciudades menos conocidas. Está hecho por artistas locales pero siendo diferente cada uno de ellos, es una obra repetitiva. Luego encaja más entre la artesanía que entre el arte puro. 

Realizado para contentar los deseos del turista, pues ellos piensan que cuanto más rural y tosca sea la obra, más se cree el comprador que es una obra de valor, pura, original y real, nos encontramos con una manipulación de la sensibilidad de algunas personas etíopes, que si se les dejara trabajar sin tener la obligación del mercado encima, harían unas obras parecidas pero muy distintas, pues se dejarían llevar por su propia sensibilidad y no por la que creen tienen los turistas hacia sus obras.

10.6.16

Arte Constructivo del uruguayo Joaquín Torres García

Os dejo para el disfrute viual una imagen de la obra titulada “Construcción en blanco y negro” del artista uruguayo Joaquín Torres García, realizada en el año 1938. Esta obra se encuentra en el MoMa de New York y la creó tras haber fundado en Montevideo a su vuelta de New York, la  Asociación de Arte Constructivo, donde empezó a explorar los acercamientos entre arquitectura y arte pictórico.

7.6.16

Manipular una imagen es crear otra imagen

La imagen más parecida a la realidad es la superior derecha, pero…
En la fotografía como en todas las artes hay un contrato no escrito entre el creador y los espectadores, admitidos por ambas partes, de que se va a mentir. Sí, sí, de que el autor va a crear, a construir, a mentir pues no existe, no hay nada antes de su intervención y/o su mirada, y el espectador se deja llevar por esa mentira, esa creación. Sabe en la mayoría de los casos que el creador nos va a mentir con su historia.

No hay nada antes de escribir, no lo hay antes de rodar una escena de cine, antes de representar una obra de teatro, ni lo hay sobre el lienzo o la base antes de ponernos a pintar, y sin duda tampoco hay nada —donde más nos cuesta entender esto— en el soporte fotográfico que nos enseña una escena. Es el artista quien crea todo, el ambiente, la luz, los objetos, la mirada, los elementos, los diálogos, la historia.

El fotógrafo elige el encuadre, su posición con respecto a la escena, su objetivo, muchas veces su iluminación. Y luego en el procesado —sea digital o analógico, sea más o menos activo— elige otra vez el encuadre, el revelado y la potencia en sombras, luces y color. Eso cuando menos, sin entrar a valorar las múltiples posibilidades que hoy digitalmente tenemos para retocar, aunque antes analógicamente también teníamos algunas con la química, el aliento, las manos y las sombras de estas haciendo reservas fluadas.

Quien piense que el creador está simplemente para reflejar lo que ve (él, en ese momento pero con los ojos sin emplear la imaginación) se equivoca. No ve lo mismo un fotógrafo de 1,65 de altura que uno de 1,83. No lo ve igual con un objetivo de 24 mm que con un tele de 400 mm. Ni lo ve igual él…, ni lo vas a ver tú cuando observes su trabajo. Pero es él quien elige la marca de cámara, la sensibilidad y el modo del disparo, y todo el trabajo posterior hasta que lo veas ya terminado. Si molestan unos carteles del fondo para la historia de lo que nos quiere decir con su imagen, debe quitarlos y jugarse su trabajo en la decisión. Los escritores corrigen mucho, los directores de cine añaden muchos efectos, los pintores mezclan técnicas y borran mucho. ¿Por qué los fotógrafos no podemos modificar y recrear lo que vemos sólo nosotros, para mostrar lo que queremos que veías vosotros?

6.6.16

El juramento de los Horacios. Primera obra neoclásica

El “neoclasicismo” es un movimiento sobre todo pictórico que plantea algo muy simple, volver a los clásicos, un clasicismo en el arte “neo” nuevo, pero basándose en los pilares del clasicismo de la antigüedad clásica.

Se aparta del muy recargado sistema artístico anterior: el rococó
Intenta llevar razones a las obras de arte
Y se basa como normas artísticas en las obras clásicas de griegos y romanos.

Si observamos la composición de esta obra titulada “El juramento de los Horacios” del artista Jacques-Louis David (finales del siglo XVIII - Louvre) vemos que juega con dos conceptos geométricos claros. Triángulos y cuadrados. Y con ellos configura la obra y distribuye los elementos, las figuras, para gestionar la mirada del visitante a la obra. Pero además podemos ver que juega con los números, en este caso con el 3. Tres son los arcos del fondo, tres los hermanos que acuden a recoger una de las tres espadas que les entrega el padre. Tres son las mujeres de la derecha (a la más débil de color y de tamaño le acompañan dos niños). Y sobre todo tres son las escenas que forman el conjunto. Los tres hombres jóvenes; el padre que actúa de eje central y la familia con las mujeres y unos niños.

La obra refleja el acto de la entrega de las armas de un padre a sus hijos que van a ser los únicos que se enfrentarán a las armas contra otras tres personas en una lucha a muerte, para evitar que se produzca una guerra entre las ciudades de Roma y Alba, al elegir los gobernantes a tres personas por bando y así evitar que mueran inocentes.

2.6.16

Joaquín Torres García en una de sus últimas obras

Figuras con palomas - 1949 (una de sus últimas obras)
Joaquín Torres García tiene en estos momentos una gran exposición en Madrid en la Fundación Telefónica que se recomienda visitar pues recorre gran parte de su vida artística. Este pintor de Uruguay, profesor de arte y escultor es el ejemplo del siglo XX más conocido de este país iberoamericano, aunque aprendió arte y pintura en Barcelona donde trabajó con el propio Gaudí. Trabajó en New York, en París, volvió a España, y regresó a Montevideo donde fue reconocido como un auténtico ídolo artístico.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...